En MALAGA: La Junta obliga a los colegios a ofertar la religión evangélica

Según dicho acuerdo, al que ha tenido acceso Europa Press, la Administración educativa adoptará las “medidas necesarias” para garantizar al alumnado del segundo ciclo de Educación Infantil, Primaria, ESO y Bachillerato que lo solicite “el derecho a recibir enseñanzas de religión evangélica” en los centros públicos y concertados siempre que, en el caso de estos últimos, “el ejercicio de tal derecho no entre en conflicto con el carácter propio del centro, así como a cuantos pudieran estar interesados en acceder al centro”.

El nuevo convenio suscrito entre la Junta y el Consejo Evangélico Autonómico de Andalucía (CEAA) -que ha sido publicado en el BOJA recientemente- obligará a los centros sostenidos con fondos públicos (excepto los concertados con un ideario católico) a ofertar la enseñanza de esta religión de manera que las familias que así lo deseen tengan asegurado dicho aprendizaje. Esta asignatura lleva impartiéndose desde hace 19 años, pero hasta ahora no ha contado con un compromiso de la administración autonómica para que se garantice su presencia en las aulas.

En Málaga actualmente existen 31 centros donde los alumnos pueden recibir enseñanza evangélica, según detalla José Manuel Marín, consejero de Educación del CEAA. En total, son 526 estudiantes los que aprenden sobre esta religión cristiana, una de las cuatro reconocidas por el Gobierno español junto con el catolicismo, el islam y el judaísmo. La provincia de Málaga reúne el 14% de los niños matriculados en la asignatura.

Con 99 alumnos inscritos, el CEIP Manuel Altolaguirre, en el distrito Palma-Palmilla, es el que más demanda atiende. En el IES Guadalmedina están censados 77 estudiantes y los colegios Manuel Garvayo, Bergamín, Cerro Coronado y María de la O concentran buena parte del resto de los escolares que cursan Religión Evangélica. La mayoría de estos centros acogen a un buen número de alumnos de etnia gitana, una raza especialmente vinculada a esta religión.

Sin embargo, la difusión de estos conocimientos no ha sido fácil hasta la fecha. Tan sólo cinco docentes atiende por el momento a los más de 500 alumnos de la provincia. Pero hay más solicitudes sin atender. “Casi el 18% de la demanda se queda sin poder cubrir, porque no hay contratación de profesores”, asegura José Manuel Marín y añade que “tenemos personal cualificado, preparado, pero no se contrata a nadie desde hace más de cuatro años”. Además, subraya Marín que hay centros educativos en los que el 80% de los escolares demandan esta asignatura y “están sin profesor, recibimos quejas de los padres y de los directores de los colegios porque no pueden atender sus peticiones”, dice el consejero de Educación de la CEEA.

Con el nuevo convenio -un objetivo que se ha venido planteando desde hace años- se persigue abrir una vía de diálogo y colaboración con la administración autonómica para que se garantice dicha enseñanza y que los alumnos y familias que la soliciten puedan recibirla. Este compromiso conlleva el “reconocimiento” del profesorado evangélico, que pasa con esta rúbrica a formar parte del claustro de profesores de los centros, así como la inscripción del material didáctico de esta religión en el registro de libros de texto de la Junta.
El reconocimiento de los docentes evangélicos supone también la creación de la figura del profesor con función asesora, responsable de la renovación pedagógica de estos profesionales, y la contratación de profesores de Secundaria y Bachillerato por parte de la Consejería de Educación, tal como ocurre con los que imparten enseñanza católica, ya que los maestros de Infantil y Primaria son contratados por el Ministerio de Educación. En este sentido, hay que tener en cuenta que este profesorado será siempre propuesto por las iglesias evangélicas a través de los consejos provinciales dependientes de la Consejería de Educación del CEAA, como ocurre con los que imparten la religión católica, que son designados por las diócesis de cada provincia.
Marín aclara a este respecto que la CEAA, en función de la demanda existente para que sea impartida la religión evangélica, propondrá en próximas reuniones a la Junta que se contraten 15 profesores de Secundaria para que desarrollen esta asignatura. De ellos, dos serían destinados a la provincia de Málaga con institutos de destino como Portada Alta, Salvador Rueda, Fernando de los Ríos, Miraflores de los Ángeles, Guadalmedina, Pablo Picasso, Jardines de Puerta Oscura, Campanillas y Torre Atalaya.
Estos profesores entrarán a formar parte de la plantilla de la Junta como personal interino con carácter indefinido, gracias al decreto de 2007 en el que se reconoció el estatuto de los trabajadores y se puso fin a la situación previa, en la que a este personal sin plaza fija se le renovaba el contrato anualmente.
Sevilla es la provincia andaluza con más alumnos matriculados en religión evangélica, con algo más de 800. Le siguen Cádiz, con 626 escolares y Córdoba con 617. La provincia con menos alumnos evangélicos es Almería, con 149. Por centros que ofertan la religión evangélica, es la provincia gaditana la que mayor número presenta, con 59. En segundo lugar se encuentra Huelva con 54.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s